La velocidad de propagación del sonido (m/s) es la distancia recorrida por la onda en la unidad de tiempo, medida en una determinada dirección de propagación, dependiendo de la densidad (varía con la presión, humedad, temperatura, etc.) y de la elasticidad del medio.

Para aire a 0ºC, a la presión atmosférica (1,013 105 Pa) y una densidad ρ0 de 1,293 kg/m3, se tiene c0 = 330 m/s. Como c = c0 (1+ t/273)1/2, si aumenta la temperatura aumenta la velocidad. Para una temperatura de 20ºC la velocidad es de 342 m/s.

En sólidos la velocidad es mayor que en gases y líquidos, por ser más densos y elásticos, dependiendo mucho de la frecuencia (dispersión), del tipo de onda (longitudinal o transversal) y de la homogeneidad del material.

Publicado en Conceptos generales

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en política de cookies.